amazon go

Amazon Go: un nuevo reto al retail tradicional

En estos últimos días Amazon ha presentado el beta de su nueva propuesta “Amazon GO” que parece destinada a revolucionar el retail: un supermercado inteligente que elimina de la experiencia de compra las molestias que suponen el pago. Los clientes se identifican al entrar y pasean por la tienda eligiendo los productos que quieren llevarse. El importe de la compra se carga a la salida a la cuenta de Amazon. No hay colas ni cajer@s; las etiquetas inteligentes en los productos, sensores en las góndolas y las cámaras de la tienda se ocupan de ir sumando automáticamente el ticket de los productos recogidos… Que se cargan en la cuenta de Amazon a la salida… Lo entenderás mejor cuando veas el vídeo de presentación de Amazon GO.

El establecimiento inteligente resuelve algunos de los retos que tenemos los tenderos: la identificación de los clientes en la misma entrada del establecimiento nos permitirá ofrecer una experiencia realmente individualizada en la tienda añadiendo además una capa de inteligencia a estas ventas (basadas en big data, deep learning) con el establecimiento de rutinas automáticas de cross/up selling. Además de una notable reducción de costes de personal (desaparecen cajer@s), errores en el cobro (se supone) y sin soñar demasiado, personal de limpieza  y reponedores porque ya hay robots que pueden ocuparse de eso…

¿Y para el cliente? Ventajas en tiempos y precios… ya veremos si el ahorro en costes se repercute al cliente…

El primer establecimiento piloto se encuentra en Seattle y solo está disponible para los empleados de Amazon… Y a lo largo de 2017 parece que se abrirá al público…

Sobre la misma noticia he leído estos días muy distintas interpretaciones: desde las que se centran en el drama de los puestos de trabajo que se sustituirán por iot (cacharritos conectados a internet) y robots a la singular interpretación de una iglesia americana que directamente relaciona el proyecto con el advenimiento del diablo y el fin de los tiempos… casi nada.

Si la experiencia piloto funciona,  Amazon no tendrá problema en dedicar recursos para abrir nuevas tiendas inteligentes por todo el mundo… será por dinero en caja y posibilidades de financiación…

Será apasionante ver como reaccionan los players clásicos de la distribución. De momento van con el pié cambiado detrás de las tecnológicas que están impulsando el proceso de transformación digital de todo el sector.

Porque el asunto no es que el Sr. Amazon pueda abrir una gran tienda en la Gran Vía: el tema es que si el sistema funciona, es muy fácilmente escalable/replicable por lo que antes de lo que pensamos nos encontraremos con algo parecido en el “chino” de la esquina…

¿El modelo de tienda es nuevo? No… De esto venimos leyendo desde hace… ¿hace 10 años?

¿Acabarán estos establecimientos con el retail tradicional?

El sector está condenado a transformarse. Esta es una amenaza más para los que siguen pensando y operando incluso en el 2.0…  Con Amazon Go las reglas cambian: ya no se trata de intentar vender online. Vivimos sin darnos cuenta en un entorno digitalizado/conectado y no es suficiente prestar un buen servicio: a medio plazo sobrevivirán las empresas que modelicen su experiencia de venta/compra en este nuevo ecosistema …

Deja un comentario